Antes de lanzar una campaña en Facebook es deseable trazar un plan que recoja nuestros objetivos específicos con respecto a dicha campaña. Se pueden tener varios objetivos como por ejemplo, incrementar el alcance de tu Página en Facebook, llegar a nuevos clientes, generar negocio o informar a tu público objetivo sobre promociones específicas u ofertas.

Teniendo en cuenta que Facebook es una Red Social que cuenta con múltiples datos demográficos de nuestra audiencia, podemos fácilmente segmentar el mercado para poder alcanzar a la gente que forma parte de nuestro target potencial. Usando Facebook Insights o Google Analytics podemos analizar nuestro éxito al acometer esta tarea. En Facebook es posible segmentar por lenguaje, localización geográfica, género, nivel educativo, ocupación…. Los negocios locales pueden beneficiarse especialmente de la localización geográfica al posibilitarnos tener acceso a los potenciales clientes que se encuentran en una determinada zona. En este sentido no podemos olvidar que, según HubSpot, existen en el mundo actualmente alrededor de 400 millones de personas usando Facebook en sus dispositivos móviles, un hecho a considerar sin ningún género de dudas. Pero incluso si nuestro producto o servicio turístico no se dirige a un segmento demográfico específico Facebook nos permite segmentar a nuestro público objetivo basándonos en criterios más amplios.

 

Segmentation - Courtesy of HubSpot

Facebook Segmentation – Courtesy of HubSpot

 

Para la industria turística este es un factor clave en tanto en cuanto seremos capaces de dirigirnos al público correcto y en el momento correcto. Para ello, antes que nada debemos identificar sus necesidades al objeto de mostrarles exactamente lo que están buscando, qué irresistible oferta están esperando de nosotros para llevar a cabo una acción concreta. Facebook nos puede aportar pistas cruciales sobre estos detalles. Si estamos monitorizando qué se dice de nosotros en Facebook podremos extraer de esta fuente de inteligencia de mercado información relativa a cómo podemos comunicarnos de una mejor manera con nuestro target. Cuál es el contenido más adecuado, cuándo incrementar la frecuencia de nuestras campañas de anuncios en la plataforma, cuándo debemos cambiar o mejorar las pestañas de nuestra Página de Empresa con nuevos contenidos más ajustados a las necesidades de nuestro público objetivo

 

Utilizando tanto los recursos orgánicos como los de pago podemos convertir nuestra presencia en Facebook en una fuente continua de negocio a un coste bastante razonable. Podemos fácilmente realizar tests A/B al objeto de determinar cuáles son las mejores versiones de tus campañas. Además podemos reorientar nuestros mensajes si no estamos obteniendo los resultados previstos, así como hacer cambios o intentar incluso nuevas ideas que surjan una vez la campaña se haya puesto en marcha. También podremos chequear la conveniencia de las imágenes, el timing de la campaña, los segmentos que mejor podemos atacar e incluso las páginas de aterrizaje empleadas en las campañas entre muchos otros parámetros.